>

Le faltaron al respeto
a Pepe Valle Magaña

Vaya para Ustedes el saludo semanal de costumbre.

Uno de los problemas que sin lugar a dudas a todo mundo preocupa, es el de la basura y dónde ponerla. A nadie le gusta tener un basurero en donde vive, eso es muy cierto, sin embargo tenemos que ingeniárnosla para manejarla de tal manera que sea inocua.

Todos producimos basura en nuestra casa en mayor o menor medida y lo que hacemos es conseguir depósitos, pequeños o grandes según sea la necesidad, para colocarla entre tanto llega el camión recolector para hacerse cargo de ella y retirarla de nosotros.

Igual, a la Autoridad Municipal le corresponde a su vez encontrar un lugar apropiado para colocar tales desperdicios en un sitio suficientemente alejado de nosotros para que no nos afecte y además darle un tratamiento adecuado para que el lugar de depósito de todas “las basuras” que los ciudadanos le entregamos al recolector, sean acomodadas y manejadas de tal manera que la fauna nociva que se crea con la descomposición de los desechos y los lixiviados (jugo o líquido producido por la basura en descomposición) no afecten a los mantos fréaticos (veneros de agua subterránea) que nos dotan del agua potable que necesitamos.

Esta última labor, es la que mas se ha complicado en el Municipio de Arandas, porque localizar un terreno con la topografía y ambiente adecuados para manejarlo como un tiradero de basura al aire libre y que sea aceptado por los vecinos del lugar escogido, es algo difícil de lograr.

Nadie que viva cerca del sitio escogido, acepta que tal terreno se destine a tiradero de basura y entonces la oposición de tales personas ha impedido en un pasado reciente, que un terreno adquirido en el rancho de “San Judas” fuera destinado a ser el destino final de nuestros desperdicios, por lo que el problema continuó sin ser resuelto.

El tiradero de basura que actualmente se usa, está ubicado en la parte Oriente de la cabecera municipal vecino del rancho “El Puertecito” y es ahí en donde las Autoridades responsables del Estado, en varias ocasiones han intervenido y hasta lo llegaron a clausurar totalmente y con justa razón, pues los enormes montones de basura depositados a cielo abierto rebasaron el límite de tolerancia que marcan las normas.
Sin embargo, ha habido cierta tolerancia de SEMADES hacia el Municipio de Arandas, porque es un asunto que no puede posponerse. Y mientras, los gobernantes en turno han buscado una solución definitiva y adecuada que no ha podido ser encontrada.

Este gobierno municipal actual que encabeza José Luis Valle Magaña, se interesó recientemente en informarse de la posibilidad de manejar tales desechos en el propio lugar donde se encuentran ahora, pero utilizando moderna tecnología y tratamiento previo a los desperdicios aprovechando el apoyo y fomento que el gobierno del Estado otorga a través del SIMAR (Sistema Inter Municipal para el manejo de Resíduos) y se ha dado a la tarea de revisar pros y contras de que Arandas sea la sede para que la basura que generan varios Municipios de la Región Altos Sur, sea recibida y tratada a través de un Organismo Público Descentralizado que se tiene que crear para tal propósito.

Y aún cuando la información todavía no había sido proporcionada a la población, pues estaba siendo motivo de análisis riguroso, se empezaron a escuchar y promover voces en contra de que tal cosa sucediera aduciendo que la contaminación sería tal que afectaría inclusive a la cabecera municipal, por lo que se levantaron voces de oposición a éste proyecto que estaba en estudio y análisis.

Ante la exigencia de algunos pobladores y actores sociales, el Presidente Municipal de Arandas, pretendió en ésta semana que recién termina, dar una información pública amplia y detallada para que se conociera tal proyecto y entonces se pudiera opinar como debe ser, es decir, con conocimiento de causa.

Fue en las Oficinas del DIF Municipal el lugar que se escogió para esa reunión informativa, con asistencia de expertos en el asunto y claro, representantes sociales y funcionarios tanto del Gobierno del Estado como del Municipio y sucedió lo impensable en ese momento.

Un grupo de personas se presentaron a las afueras del edificio portando pancartas y a voz en vivo gritaban consignas manifestando su desacuerdo con el proyecto de la Planta Tratadora de Residuos y su instalación en el Municipio, lo cual no tiene nada de malo porque el derecho a manifestarse a favor o en contra de un proyecto de ésta magnitud e importancia, es legítimo y hasta está consagrado en nuestra Carta Magna.

El problema es que se pretendió ignorar que si bien es cierto que todo mundo tiene derecho a inconformarse o estar en contra de una obra como la que se trata, se debe hacer sin alterar el órden y con respeto, cosa que lamentablemente no sucedió.

Hubo empujones, gritos, insultos, desórden y lo peor del asunto es que se agredió verbalmente al Presidente Municipal. Se le faltó al respeto al dirigirle insultos y ofensas que no se merece en primer lugar porque representa a la Primera Autoridad en nuestro Municipio, así lo decidieron las mayorías en su momento y en segundo lugar, porque conocemos el perfil de Pepe Valle, es respetuoso, discreto, sencillo, prudente, educado y no se merecía de manera alguna tal falta de respeto.

Tuvo que ser llamada la fuerza pública municipal para poner el orden pues hubo por ahí altercados y riñas que se dice fueron provocados para llamar más la atención y hacer escándalo para “reventar” la posibilidad de que se diera la información amplia que ellos mismos pedían en ocasiones anteriores. Lo lograron.

Y yo me pregunto cómo es que se puede opinar con seriedad de algo que no se conoce?. Y cuando te lo quieren dar a conocer, no te interesas y armas un lío? No es, según mi opinión, la mejor manera de hacer las cosas, de arreglarlas, de conocerlas y llegar a un punto de equilibrio. Si existiera un serio y legítimo interés en saber del asunto, pues habría que asumir una actitud muy diferente.

Ahora, si lo que se trata es solamente de descalificar a ultranza, de hacer escándalo y llamar la atención para futuras elecciones, pues entonces sí que lo lograron.

Por cierto, yo no estoy ni a favor ni en contra. No tengo opinión definida respecto a éste tema, PORQUE NO CONOZCO A FONDO el proyecto. Lo digo por el muuuy remoto caso de que alguien pretenda pensar que estoy defendiéndolo. Pero si quiero enfatizar en que éste asunto del acomodo de la basura, no puede quedar indefinido por mucho tiempo. Lo que tenemos ahora como basurero, no funciona.

Nos leeremos en la próxima entrega.

Anuncios