>

El Universal.- Finalmente, la lechuza que el domingo sufrió una dura patada del jugador panameño del Deportivo Pereira, Luis Moreno, murió la madrugada del martes, aparentemente por la acumulación de ácido láctico, producto del estrés por los golpes y la manipulación, según la primera hipótesis veterinaria del Departamento Administrativo Distrital del Medio Ambiente.

Todo sucedió el domingo durante el partido del torneo colombiano que protagonizaron el Atlético Junior y el Deportivo Pereira. Cuando faltaban 20 minutos para terminar el encuentro, que ganó por 2-1 Junior, un defensor rechazó el balón, el cual golpeó a la lechuza que estaba en el campo.

El cotejo se detuvo para sacar al animal, pero en ese momento el zaguero panameño Luis Moreno, quien estaba cerca del animal, lo lanzó fuera del campo de una patada, hecho que registró la televisión nacional y que causó el reproche de hinchas del fútbol y defensores de los animales.

“Me disculpo ante todo el país y más ante la hinchada de Barranquilla porque fue una acción muy grave, y si recibo alguna sanción, pues la tomaré”, había dicho el zaguero tras lo sucedido.

Moreno visitó ayer por la tarde el zoológico de Barranquilla donde estaba el ave, en señal de arrepentimiento y se lamentó de lo que pensarán sus hijos, expuestos a las imágenes repetidas una y otra vez por los medios locales.

El Atlético Junior vive una jornada afligida dado que la legendaria lechuza era emblema de las victorias del club porque era casi un mito que cuando ella volaba sobre el campo el equipo local ganaba.

Al animal, que falleció a las 2:57 del martes, se le realizará una autopsia para determinar las verdaderas causas de su muerte.

Anuncios