>

Por Fabiola González Ontiveros

Estuve leyendo que ahora en el D.F castigarán con un tiempo de 1 a 6 años de cárcel para cualquier persona que golpee a una mujer, o que la maltrate psicológicamente, ya ven ustedes que la violencia psicológica también está de moda, porque lo que tratan de evitar es la violencia intrafamiliar sobre cualquier cosa, ya que en este país cuando alguien está enojado lo más sencillo es golpear gente.

Así tratan de detener la discriminación a la mujer, pero me pregunto yo, ¿eso no nos discrimina aún más?
En los últimos meses he tenido varias conversaciones en relación a ese tema, y aunque la mayoría de la gente esté en desacuerdo conmigo, me parece a mí que nos hace todavía más débiles que hagan leyes y más leyes intentando protegernos.

Por lo menos la violencia intrafamiliar, por supuesto que depende mucho de la mujer… pero de si se deja. Para cualquier persona que de repente se dé cuenta que está sufriendo un maltrato, ya sea físico o psicológico, porque la mayoría de la gente no se da cuenta de que está metida en un problema hasta que ya están dentro y ni saben cómo llegaron, no sé, a mí la lógica me dice que si alguna pareja te hace daño te alejes de ella. Si de repente te sueltan un golpe y lo dejas pasar, obviamente vendrán otros además de ese, y mejor dejarlo y que digan aquí corrió que aquí quedó.

Pero no… cuando viene el primer golpe las mujeres se quedan sin saber realmente qué pasó pero enseguida buscan justificaciones, “es que seguramente lo hice enojar mucho, ya se le pasará” y sí se le pasa, pero la próxima vez que se enoje mucho, tienes tu trancazo asegurado, porque no hiciste nada la primera vez, entonces ya no podrás evitar los demás golpes.

Solamente porque la sociedad cree que es menos común y probablemente lo es, pero se ha demostrado que las mujeres pueden ser igualmente asesinas y violentas que un hombre, y ya ni se diga en la casa en la que muchas veces los hombres son los maltratados, cómo no hay leyes que encarcelen a las mujeres por violencia intrafamiliar a ver…

Después se pide igualdad de géneros, el tema de toda la vida, alegando que las mujeres podemos hacer exactamente las mismas cosas que los hombres y en tacones, no lo discuto; el problema está en el momento en que alguna mujer la riega o simplemente comete un delito, ¿qué es lo que sucede? Que inmediatamente piden ayuda por el lado de ser mujeres, de que no lo merecen, de que son inocentes, de que no querían… ahí si ya no quieren ser iguales, ahí se acabó el valor, porque una mujer no debe estar en la cárcel, pero un hombre sí. Los hombres son rudos y fuertes, no les pasa nada con la cárcel, pero las mujeres son delicadas y no deben de estar en un lugar así.

A estas alturas del partido conozco varios hombres que son más delicados que yo o cualquier mujer y a mujeres que son más machos que un hombre que aplasta una lata con la cabeza. La verdad es que cuando una mente está podrida, no tiene por qué haber consideraciones porque sea hombre o mujer, todo el mundo tiene que pagar sus errores en esta vida.

Así es que yo no discuto que el maltratador y violento vaya a la cárcel, pero que no se limiten a los hombres porque son más fuertes, que también hay mujeres de lo más mañosas, que pueden voltearlo todo en un segundo, si lo sabremos las mujeres…

Tampoco somos tan débiles, y no me dejarán mentir, lo que sucede es que físicamente no podremos hacer gran cosa en contra de un hombre fuerte que nos quiera hacer algo. Si son ataques de desconocidos, claro que es correcto, pero en lo que respecta a la violencia intrafamiliar, no estoy de acuerdo y no lo voy a estar, porque ahí depende de las mujeres que no pueden ni quieren hacer algo para salir de ahí, porque a los humanos nos gusta la mala vida y complicarnos las cosas, pero claro, el que por su gusto es buey…

Anuncios