>Por Rubén Arias Barajas

Vaya para Ustedes el saludo semanal de costumbre.

Un año más está a punto de terminar. Una nueva Fiesta de Enero en Arandas ya se comenzó a “cocinar” desde hace unas semanas y ha quedado la Presidencia del Comité Organizador en manos del Lic. Juan Leonardo Hernández Guerrero, lo cual augura que estará bien organizada y administrada.

Es justo reconocer que las épocas de bonanza y grandes planes han pasado ya a la historia. Nuestra triste realidad desde hace pocos años para acá nos ha venido mostrando que no se tiene ni la infraestructura ni el poder económico para hacer que estas fiestas sobresalgan a nivel Estatal.

El palenque, por ejemplo, fue anfitrión en tiempos pasados de Alejandro Fernández, Pepe Aguilar y otros muchos artistas de primer nivel, pero el cupo tan limitado que tiene, hace que los eventos con estos artistas sean muy caros o de plano prohibitivos, aunque mucho me temo que también influye el hecho de que los empresarios palenqueros buscan más su ganancia económica que el prestigio de la feria.

Es el mundo de las razones, porque uno entiende que con un artista de primer nivel, aunque cobren caro se llenará, pero de gente que poco o nada le interesan las peleas de gallos y las apuestas. Y al empresario del palenque lo que le deja ganancias es precisamente el cruce de apuestas y las rifas, cosa que disminuye en gran proporción cuando el público presente sólo va por el interés de ver y escuchar al artista programado.
Y es aquí en donde uno se pregunta si se vale que se antepongan drásticamente los intereses de los empresarios del palenque, por encima de la atracción y promoción de la importancia de la feria y del nombre de Arandas que en otras ocasiones sonaba y fuerte casi a nivel nacional por la importancia de sus espectáculos que presentaba en éstas fechas.

Y creo que también algo de culpa tenemos todos, porque si se ofrecen espectáculos pobres en calidad y la gente de todas maneras asiste, pues todo está dicho. ¿Para qué gastarse grandes cantidades en traer figurones si éstos sólo se llevarán la parte más grande del billete? Total, si la gente no exige, se conforma y acude de todas maneras, pues eso le da un margen de ganancia más amplio al empresario y él estará feliz.
El año pasado la máxima figura que estuvo aquí fue Pedro Fernández en concierto y el lugar estuvo atiborrado, aparte de ser un imán para atraer turismo no sólo de la Región, sino un poco más allá, digamos que a nivel interestatal y la presencia de este artista jalisciense que vive en Monterrey, fue garantía de lleno y de un buen espectáculo que brindó en aquella ocasión.

Ahora, para éste año y con la situación económica adversa, pues no se ven en el escenario los nombres de figuras de buen nivel que puedan estar presentes en la Fiesta de Enero de Arandas. Como que los empresarios tienen miedo a invertirle fuerte y arriesgarse a perder buenas sumas de dinero, pero es un arma de dos filos que tal vez debe considerar el Comité Organizador.

Si se van a la segura y no arriesgan gran cosa, la atracción de turismo que visite la feria de Arandas será tan baja que habrá poca convocatoria y por lo tanto la derrama económica será menor. Se convertirá pues en una fiesta eminentemente local.

Es importante recibir divisas frescas de la gente de los alrededores montando espectáculos que les atraigan, pero como cada cabeza es un mundo, las cosas ya están programadas para arrancar en unos cuantos días, pues será para éste año, del Domingo 2 de Enero al Miércoles l2 del mismo mes y ya veremos al final el resultado si las comparamos con las de este año.

Los números son fríos y darán la razón a quien la tenga, sólo es que uno si tiene nostalgia por aquellos tiempos en que grandes figuras desfilaban por esta feria aun y cuando la infraestructura era la misma, por ello cuesta trabajo entender lo que ocurre ahora.

Será ésta la segunda feria que le toca organizar a Pepe Valle como presidente municipal de Arandas y el grupo que se integra, así que la experiencia se irá acumulando en busca del equilibrio, pues tal vez lo bueno sería apostarle a gente que se comprometa y que no tenga grandes ambiciones como para hacer fiestas deslucidas, ni tampoco se arriesgue a perder sumas millonarias en aras de darle brillantez. Hay artistas para todos los gustos y de todos los precios, todo es cosa de localizarlos y contactarlos sin tanto intermediario para bajar sus precios a niveles más convenientes.

Y ha transcurrido ya un año del Gobierno Municipal de Pepe Valle. En su primer informe de hace unos días, se sinceró y mostrando una sinceridad poco habitual en los gobernantes, reconoció que sus gestiones apenas comenzaron a dar fruto hace poco tiempo y que lo mejor está por venir en cuanto a obras importantes se refiere.

Y antes de concluir la presente nota, quiero hacer llegar a todos los amigos lectores de éste semanario, un abrazo sincero de felicitación por la fiesta navideña acompañado de mis mejores deseos porque tengan salud y prosperidad.

Nos leeremos en la próxima entrega.

Anuncios