>Por Ana Paula de la Torre 

“Van más de 40 muertos en tres masacres; más de 40 jóvenes pierden la vida en tres eventos, y unas 40 familias de mexicanos quedan enlutadas en Tepic, Tijuana y Ciudad Juárez en sólo en seis días.” dice el Universal.

Simplemente un comando el día miércoles disparó contra tres autobuses de una empresa maquiladora que trasladaban a las empleadas a sus casas después de la jornada laboral; hay 14 lesionadas graves y cinco más murieron, el Hospital Regional 66 del IMSS, está custodiado por soldados, pues se teme un ataque contra el inmueble. ¿Qué tipo de relación podrían tener con el narco todas las empleadas que circulan en un camión de trabajo?

En la fiesta en la que chavos festejaban el sábado pasado en ciudad Juárez, llegaron los armados y no encontraron a la persona por la que preguntaban… ¿Cómo será posible que todos los asistentes a una fiesta, absolutamente todos, adolescentes, tengan que ver con el narco?

Este mismo miércoles un comando atacó jóvenes por igual que se encontraban en un autolavado en Tepic,  el asunto se está saliendo de las manos completamente, hay inocentes, muchos inocentes, los 72 migrantes es otro ejemplo grandísimo, la doble masacre que ha pasado en centros de rehabilitación donde mataron a todos los interesados en dejar las drogas por igual.

El terreno de batalla estaba situado entre los criminales, pero ahora parece que se quieren adueñar del control total de los territorios, que ya no hay enemigo más que el poder puro, ahora se trata de dejar claro que ellos mandan, ya no importa a quién disparan, sino simplemente matar, por el tal cuál, porque pueden hacerlo, porque ya les da igual, porque ellos tienen controladas zonas enteras del país…

¿Qué va a pasar? Calderón responde ante la BBC que esta guerra es el único camino que hay; que será larga; que nadie espere resultados espectaculares… entonces, ¿Qué esperar? No estamos viendo claro, no sabemos lo que está pasando y él pretende que no no lo preguntemos, sino que sólo confiemos…

-¿Quién le pidió esta guerra? ¿Y qué estrategia es la que hay?.

¿Cuál es el resultado que se espera?…. Ni siquiera esa respuesta está clara, y es la más importante, podría ser…

– Acabar con el consumo de drogas.

– Acabar con el crimen organizado.

– Acabar con la violencia y que siga el crimen organizado pero de manera tranquila.

-Acabar con la violencia y el consumo de drogas.

 ¿Cuál es el objetivo? No lo sabemos bien a ciencia cierta, Calderón le da vueltas diciendo que no esperemos mucho, que no hay otro camino. Pero nos debe respuestas, queremos saber.

¿Cómo espera acabar con el crimen organizado cuando en el país no hay oportunidades de trabajo y aunado a eso hay un mercado enorme de drogas en Estados Unidos y en el mismo México? Las cosas ya no son solamente el negocio, el asunto es que el crimen organizado está adquiriendo un nuevo objetivo-meta que parece ser que lo que pretende es comunicar que los que mandan son ellos (criminales), como un grupo paralelo de organización.  La cosa se está saliendo de las manos, qué va a hacer el gobierno cuando el crimen de organizado poco a poco deja de portarse en lo que cabe “bien” y ahora mata inocentes, civiles, migrantes, mujeres, trabajadores, por malicia pura, por dejar ver quién manda, porque se les da la gana, por que sí…

Necesitamos más respuestas, Calderón necesita una estrategia de comunicación política que nos diga cómo es que funciona la desarticulación del crimen organizado, y como es que el crimen organizado no volverá a nacer, una vez terminada su guerra (si es que acaba) si sigue habiendo un mercado de drogas en todos lados del mundo, en todas clases sociales, y en todo tipo de países…

Un asunto tan complejo no puede dejarse al ahí se va, es necesario, necesitamos explicaciones, las cosas ahora sí, parece, se están saliendo de control, no hay claridad por ningún lugar.

El Universal en su editorial lo ejemplifica de una manera perfecta cuando Calderón dice ante la BBC que Vicente Fox tuvo muchos errores y no actuó a tiempo, el Universal dice, “Si México hubiera comenzado a luchar contra este problema hace 10 años…”, qué, ¿llevaríamos 200 mil muertos para estas fechas?”…
Así de falta de claridad tenemos, sabemos los muertos, cada vez más civiles, pero no sabemos a dónde vamos con todo esto, ni siquiera la pregunta principal ¿ Cómo se pretende acabar con el crimen organizado cunado el contexto es “una cuna que permitirá que una vez extinto vuelva a crecer”?

Hay un transfondo que no está siendo resuelto. La única manera es que las drogas dejen de ser negocio, y la única forma de que dejen de ser negocio es que se  legalicen, de cualquier manera, una persona con sus valores bien fundamentados optará por no hacerse daño. No porque haya un cuchillo en la cocina nos vamos a cortar.

¿Porqué hay tanto interés en altos mandos de no legalizar? 

La única opción lógica que nos queda, aún no teniendo una mente maquiavélica, es el pensar que también, resulta un negocio para ellos…

Y bueno, si no quieren que pensemos eso, entonces sí, necesitamos respuestas, resultados, sí Calderón, sí esperamos resultados espectaculares por lo menos  treinta mil muertos los valen…

Anuncios